16/9/09

El Mal

Ni una parte de la maldad a la que nos resistimos será vencida. Ni siquiera la creencia vehemente y brillante de encontrar amigos entre la gente, ni una luna sobre el teléfono anunciando criaturas que alguna vez vendrán a nosotros. Nada de la especulación oscura que pesadamente formula el “invite” del día. El viento es sólo viento, lo sabemos, y en la ruta a veces parecen charcos lo que no es más que una forma verbal del pensamiento que intenta parecerse al agua.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Adrita, me encantó. Esta bueno hablar de la maldad, viste porque a veces hay temas tabú, y abordarlos desde lo poético es una forma de arribarlos y agarrarlos para que no se escapen. Me
gusta como decís "El viento es sólo viento...."
Tu M.

MARIA MURO dijo...

que placer volver a leerte
que miedo volver
que mal viento me llevó